Corrientes literarias


Se llaman corrientes literarias a las tendencias de la literatura que comparten rasgos de estilo, temas, estéticas e ideologías propios de determinados períodos de la historia. No necesariamente forman una escuela, sino que son expresión del espíritu de una época.

Hablar de corrientes literarias incluye también a los movimientos literarios y, muchas veces, los términos se usan indistintamente. Algunos autores reservan la expresión movimientos literarios para referir solo a los artistas organizados en torno a un manifiesto. Tales movimientos pueden coexistir con otros, pero no por ello dejan de constituir una corriente literaria.

Literatura clásica

corrientes literarias
Juan de la Corte: El caballo de Troya, siglo XVII

Por literatura clásica se hace referencia a la literatura griega y romana de la llamada Antigüedad Clásica, es decir, a la literatura grecolatina que se desarrolla desde el siglo X a.C. hasta el siglo III d.C aproximadamente. La literatura griega se caracterizó por los relatos de héroes mitológicos y hazañas humanas, y por el desarrollo de géneros como la poesía épica, la poesía lírica y el teatro (tragedia y comedia). Algunos de sus más importantes autores y obras fueron:

  • Homero: La Ilíada
  • Safo: Oda a Afrodita
  • Píndaro: Odas olímpicas
  • Sófocles: Edipo Rey
  • Aristófanes: Las ranas

La literatura latina estuvo abierta a la influencia de la cultura griega. Sin embargo, la literatura latina formó rasgos propios, y su espíritu estuvo cargado de mayor pragmatismo. Además de los géneros ya conocidos, desarrollaron también la fábula, la sátira y el epigrama. Algunos ejemplos de sus autores y obras más importantes son:

  • Virgilio: La Eneida
  • Ovidio: Metamorfosis
  • Horacio Quinto Flaco: Odas

Ver también: Tragedia griega

Literatura medieval

La literatura de la Edad Media se desarrolló entre el siglo X y el siglo XIV aproximadamente. Estuvo dominada por el pensamiento religioso, el ideal caballeresco, el honor y el amor cortés. Abraza una gran diversidad de expresiones y tendencias. Se desarrollaron ampliamente la prosa, el mester de clerecía, la poesía trovadoresca, el cuento, la novela caballeresca, la novela sentimental, los autos sacramentales y el teatro prehumanista, entre otros géneros. Por ejemplo:

Como dice Aristóteles -y es cosa verdadera-,
el hombre por dos cosas trabaja: la primera,
por tener mantenencia; y la otra cosa era
por poderse juntar con hembra placentera.

Arcipreste de Hita, Libro del buen amor

Entre las obras más importantes podemos mencionar:

  • El cantar del Mío Cid , anónimo
  • Juan Ruiz, arcipreste de de Hita, Libro del buen amor
  • El Cantar de Roldán, anónimo
  • Cantar de los nibelungos, anónimo
  • Geoffrey Chaucer: Cuentos de Canterbury
  • Dante Alighieri: La divina comedia
  • Francisco Petrarca: Cancionero
  • Giovanni Boccaccio: Decamerón

Humanismo renacentista

corrientes literarias
Giorgio Vasari: Seis poetas toscanos

En la literatura del Renacimiento, desarrollada entre mediados del siglo XIV y hasta mediados del siglo XVI, dominó el humanismo antropocéntrico, cuyos antecedentes se remontan a la Baja Edad Media, impulsora del humanismo cristiano. El humanismo del Renacimiento fijó su atención en el ser humano, exaltó el libre albedrío y recuperó el estudio de los clásicos grecolatinos. Este cambio de perspectiva transformó la literatura y dio espacio a la creación de nuevos géneros literarios como el ensayo. Por ejemplo:

Así, lector, sabe que yo mismo soy el contenido de mi libro, lo cual no es razón para que emplees tu vagar en un asunto tan frívolo y tan baladí. Adiós, pues.

Michael de Montaigne: "Al lector", Ensayos

Entre los autores más conocidos del Renacimiento, podemos mencionar los siguientes:

  • Erasmo de Roterdam, Elogio de la locura
  • Tomás Moro, Utopía
  • Michel de la Montaigne, Ensayos
  • Ludovico Ariosto, Orlando furioso
  • François Rabelais, Gargantúa y Pantagruel
  • Luis de Camoens, Los lusíadas
  • William Shakespeare, Romeo y Julieta

Para profundizar, consulta: Renacimiento

Siglo de Oro español

El Siglo de Oro es el nombre que se le da al período de florecimiento literario de España, que toma impulso en 1492 tras la publicación de la Gramática castellana, de Antonio de Nebrija, y decae a mediados del siglo XVII. Es decir, nace a finales del Renacimiento, y alcanza su plena madurez en la primera mitad del barroco. Fue durante el Siglo de Oro que Miguel de Cervantes escribió El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, que representa la última novela de caballería y la primera novela moderna.

Llenósele la fantasía de todo aquello que leía en los libros, así de encantamentos como de pendencias, batallas, desafíos, heridas, requiebros, amores, tormentas y disparates imposibles; y asentósele de tal modo en la imaginación que era verdad toda aquella máquina de aquellas soñadas invenciones que leía, que para él no había otra historia más cierta en el mundo.

Miguel de Cervantes, El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha

Durante el barroco, el Siglo de Oro dio lugar a dos corrientes en España: el conceptismo y el culteranismo (o gongorismo, en alusión a Luis de Góngora, su máximo exponente). El culteranismo dio mayor importancia a las formas, y usó exacerbadamente figuras retóricas y referencias literarias. El conceptismo tuvo especial cuidado en exponer conceptos por medio del ingenio literario.

Entre sus más importantes autores y obras podemos mencionar:

  • Miguel de Cervantes, Don Quijote de la Mancha
  • Francisco de Quevedo, Historia de la vida del Buscón
  • Tirso de Molina, El burlador de Sevilla
  • Lope de Vega. Fuenteovejuna
  • Luis de Góngora. Fábula de Polifemo y Galatea
  • Pedro Calderón de la Barca, La vida es sueño

Literatura barroca

corrientes literarias
Antonio de Pereda: El sueño del caballero, o Desengaño del Mundo, o La vida es sueño, 1650

La literatura barroca se desarrolló a partir del la segunda mitad del siglo XVI hasta la primera mitad del siglo XVIII aproximadamente, lo que incluye a la mayor parte del Siglo de Oro español. Desechó la mirada confiante del humanismo y dio paso a una perspectiva más desencantada de la vida. Procuró la belleza discursiva mediante la exuberancia formal y el cuidado del detalle.

En perseguirme, Mundo, ¿qué interesas?
¿En qué te ofendo, cuando sólo intento
poner bellezas en mi entendimiento
y no mi entendimiento en las bellezas?

Sor Juana Inés de la Cruz, En perseguirme, Mundo, ¿qué interesas?

Amén de los escritores del Siglo de Oro español como Góngora, Lope de la Vega o Quevedo, otros autores representativos del barroco, son:

  • Jean Racine, Fedra
  • John Milton, El paraíso perdido
  • Sor Juana Inés de la Cruz, Divino narciso

Puedes ver también: Barroco

Neoclasicismo

La expresión estética del Iluminismo se conoce como neoclasicismo, y se desarrolló en el siglo XVIII como reacción a la estética del barroco. Proponía el regreso a la razón y el rechazo de la emotividad y el efectismo. Predominaron de los géneros críticos y narrativos, y la elegancia del discurso. El género preferido fue el ensayo, pero también se desarrollaron las novelas de aventuras, didácticas y sentimentales; las fábulas, y el teatro, siempre con un propósito edificante. Por ello, la literatura neoclásica centró su interés en el conflicto entre el deber y el honor con las pasiones. Así las cosas, la poesía no fue su género más destacado.

Despertad, mi querido Bolingbroke; dejad todas las pequeñeces a la baja ambición y al orgullo de los potentados. Pues que todo lo que podemos sacar de esta vida se reduce a ver claro al rededor de nosotros mismos, para luego morir. Recorramos al menos libremente esta escena del hombre —¡asombroso laberinto!, pero que tiene su cierta regularidad... Ea, venid conmigo, exploremos este vasto campo, y ora sea raso, ora montuoso, veamos lo que en él hay.

Alexander Pope, poema filosófico Ensayo sobre el hombre

Entre algunos de los autores y obras más destacados en lo que a literatura se refiere, podemos mencionar a los siguientes:

  • Daniel Defoe, Robinson Crusoe
  • Jonathan Swift, Los viajes de Gulliver
  • Alexander Pope, Ensayo sobre el hombre, poema filosófico
  • Jean-Jacques Rousseau, Emilio o De la educación
  • Voltaire, Cándido o El optimismo
  • Jean de la Fontaine, Fábulas
  • Goldoni, La locandiera
  • Montesquieu, El espíritu de las leyes

Ver también: Neoclasicismo

Romanticismo

corrientes literarias
François-Charles Baude: La muerte de Werther

La literatura romántica tuvo sus inicios en el movimiento alemán Sturm und Drang, a finales del siglo XVIII, y se extendió hasta las primeras décadas del siglo XIX. Permitió un desarrollo revolucionario de las literaturas nacionales, incorporó asuntos y géneros populares, enalteció la subjetividad, liberó a la poesía de los cánones neoclásicos y estimuló nuevos géneros narrativos como la novela gótica y la histórica. Por ejemplo:

Wilhem, ¿qué sería sin amor el mundo para nuestro corazón? Una linterna mágica sin luz. Apenas pones la lamparilla aparecen sobre tu blanca pared imágenes de todos los colores. Y aun cuando no fueran más que eso, fantasmas pasajeros, constituyen nuestra felicidad si los contemplamos como niños pequeños y nos extasiamos ante esas maravillosas apariciones.

Goethe, Las desventuras del joven Werther

Algunos de sus autores y obras más importantes son:

  • Johann Wolfgang von Goethe, Las desventuras del joven Werther
  • Novalis, Los Cantos espirituales
  • Lord Byron, Don Juan
  • John Keats, Oda sobre una urna griega
  • Víctor Hugo, Los miserables
  • Alejandro Dumas, El conde de Montecristo
  • José de Espronceda, El estudiante de Salamanca
  • Gustavo Adolfo Bécquer, Rimas y leyendas
  • Jorge Isaac, María

Conoce más sobre el Romanticismo

Realismo

El realismo fue una reacción contra el romanticismo, al que consideraba demasiado edulcorado. Inició hacia mediados del siglo XIX y duró algunas décadas. La realidad social fue el centro de su interés, y pretendía representarla de manera objetiva y crítica. Como ejemplo:

¿Es que iba a ser eterna aquella vida miserable? ¿Es que no iba a salir nunca de ella? ¿Acaso no valía ella tanto como las que eran felices?

Gustave Flaubert, Madame Bovary

Entre sus autores y obras más importantes, destacamos los siguientes:

  • Stendhal, Rojo y negro
  • Honoré de Balzac, Eugenia Grandet
  • Gustave Flaubert, Madame Bovary
  • Charles Dickens, Oliver Twist
  • Mark Twain, Las aventuras de Tom Sawyer
  • Fiodor Dostoyevski, Crimen y castigo
  • León Tolstoi, Ana Karenina
  • Antón Pavlovich Chejov, El jardín de los cerezos
  • Benitó Pérez Galdós, Fortunata y Jacinta
  • Eça de Queirós, El crimen del padre Amaro

Ver también: Realismo

Naturalismo

El naturalismo es una derivación del realismo, y tuvo lugar hacia la segunda mitad del siglo XIX. Estuvo fuertemente influenciado por el determinismo, la ciencia experimental y el materialismo. Se ocupaba también de la realidad social, pero en lugar de posicionarse críticamente frente a ella, pretende mostrarla sin intervención del juicio personal.

Este sueño del fisiólogo y del médico experimentador es también el sueño del novelista que aplica el método experimental al estudio natural y social del hombre. Nuestro objetivo es el suyo: también queremos ser dueños de los fenómenos de los elementos intelectuales y personales para poderlos dirigir. Somos, en una palabra, moralistas experimentadores que demuestran por la experiencia cómo se comporta una pasión en un medio social.

Emile Zola, La novela experimental

Entre sus autores más destacados se pueden mencionar:

  • Emile Zolá, Naná
  • Guy de Maupassat, Bola de sebo
  • Thomas Hardy, Dinastías

Ver también: Naturalismo

Costumbrismo

corrientes literarias
Pancho Fierro: Procesión del Jueves Santo por la Calle de San Agustín. Perú. Costumbrismo pictórico.

El costumbrismo fue una corriente del siglo XIX que bebió del nacionalismo. Al mismo tiempo, hereda del realismo su pretensión de objetividad. Se enfocó concretamente en los usos y costumbres de los países o regiones, no pocas veces estaba teñido de pintoresquismo. La novela costumbrista fue su máxima expresión. Por ejemplo:

Entre todos aquellos granujas no había señal de zapato ni una camisa completa; los seis iban descalzos, y la mitad de ellos no tenían camisa.

José María Pereda, Sotileza

  • José María de Pereda, Sotileza
  • Jiménez de Juan Valera, Pepita
  • Fernán Caballero, La gaviota
  • Ricardo Palma, Tradiciones peruanas

Parnasianismo

El parnasianismo fue una de las corrientes del período posromántico, que abarcó la segunda mitad del siglo XIX. Buscó el preciosismo formal eludiendo el exceso sentimental del romanticismo, y exaltó la idea del arte por el arte. Por ejemplo:

Artista, esculpe, lima o bien cincela;
que se selle tu sueño fluctuante
en el bloque que opone resistencia

Théophile Gautier, El arte

Entre sus autores se cuentan:

  • Théophile Gautier, La muerta enamorada
  • Charles Marie René Leconte de Lisle, Poemas antiguos

Simbolismo

corrientes literarias
Henri Fantin-Latour: Un rincón de la mesa (retrato colectivo de los simbolistas). De izquierda a derecha, sentados: Paul Verlaine, Arthur Rimbaud, Léon Valade, Ernest d'Hervilly y Camille Pelletan. De pie: Pierre Elzéar, Émile Blémont y Jean Aicard.

Desarrollado en el período posromántico hacia el último tercio del siglo XIX, el simbolismo reaccionó contra los postulados del realismo y el naturalismo. Reivindicó la imaginación, lo onírico, lo espiritual y lo sensual. Por ejemplo:

Una noche, senté a la Belleza en mis rodillas. Y la encontré amarga. Y la injurié.

Arthur Rimbaud, Una temporada en el infierno

Algunos autores importantes incluidos en el simbolismo fueron:

  • Charles Baudelaire, Las flores del mal
  • Sthepane Mallarmé, La siesta del fauno
  • Arthur Rimbaud, Una temporada en el infierno
  • Paul Verlaine, Poemas saturnianos

Ver también: Simbolismo

Decadentismo

El decadentismo fue contemporáneo con el simbolismo y el parnasianismo, y como tal, se inscribe en el período posromántico. Abordó temas desde una perspectiva escéptica. Asimismo, fue expresión del desinterés por la moralidad y del gusto por el refinamiento formal.

Pronunció un deseo enfermizo de que él pudiera permanecer joven, y que el cuadro envejeciera; que su hermosura permaneciera inalterada, y que su rostro en la tela soportara la carga de sus pasiones y pecados; que la imagen pintada se marchitara con las líneas del sufrimiento y el pensamiento, y que él mantuviera la flor y el encanto casi consciente de su adolescencia. Con seguridad su deseo no se había cumplido. Esas cosas son imposibles. Era monstruoso sólo pensar en aquello. Y sin embargo, ahí estaba el cuadro frente a él, con un toque de crueldad en la boca.

Oscar Wilde, El retrato de Dorian Gray

Algunos autores importantes incluidos en el posromanticismo fueron:

  • Oscar Wilde, El retrato de Dorian Gray
  • Georges Rodenbach, Brujas la muerta

Modernismo

El modernismo fue un movimiento literario hispanoamericano que se desarrolló entre 1885 y 1915. Su estética se caracterizó por la aspiración al cosmopolitismo, la musicalidad del lenguaje y el refinamiento expresivo. Por ejemplo:

Yo soy aquel que ayer no más decía
el verso azul y la canción profana,
en cuya noche un ruiseñor había
que era alondra de luz por la mañana.

Rubén Darío, fragmento de Yo soy aquel

Entre los autores más importantes del modernismo podemos mencionar los siguientes:

  • Rubén Darío, Azul
  • Leopoldo Lugones, Las montañas del oro
  • José Asunción Silva, El libro de versos
  • Amado Nervo, Místicas
  • Manuel Díaz Rodríguez, Ídolos rotos

Ver también: Modernismo hispanoamericano

Vanguardismo

vanguardismo
Apollinaire: "Reconócete", Caligramas. Ejemplo de literatura vanguardista

Las vanguardias literarias se desarrollaron en la primera mitad del siglo XX. Se trata de una serie de movimientos y corrientes que propusieron una ruptura con las convenciones del lenguaje. Entre esos movimientos articulados en torno a un manifiesto podemos mencionar: el futurismo, el dadaísmo, el expresionismo, el creacionismo y el ultraísmo. Por ejemplo:

  • Futurismo: tiene por objetivo expresar dinamismo, violentar la sintaxis y valorizar los objetos como tema. Su máximo representante fue Filippo Tommaso Marinetti, autor de Mafarka el futurista.
  • Cubismo: algunos autores llaman cubistas a las obras poéticas que desafiaron los límites entre poesía y pintura, mediante la experimentación tipográfica y sintáctica. Suele referirse a Guillaume Apollinaire, autor de Caligramas.
  • Dadaísmo: se caracterizó por su mirada nihilista, la inmediatez como procedimiento y la arbitrariedad. Por ejemplo, Tristan Tzara, La primera aventura celestial del señor Antipirina
  • Expresionismo: centró su interés en la subjetividad en torno a temas y enfoques incómodos como la sexualidad, lo grotesco y lo siniestro. Por ejemplo, Frank Wedekind, El despertar de la primavera.
  • Creacionismo: pretendía crear una nueva realidad a través de la palabra poética mediante la yuxtaposición de imágenes. Su máximo exponente fue Vicente Huidobro, autor de Altazor o el viaje en paracaídas.
  • Ultraísmo: influenciado por el creacionismo, propuso dejar de lado la ornamentación y procurar nuevas formas sintácticas. Uno de sus representantes fue Guillermo de Torres Ballestero, autor de Hélices.
  • Surrealismo: bajo la influencia de las teorías psicoanalíticas, exploraba el inconsciente por medio del automatismo. Su máximo representante fue André Breton, autor de Nadja y el Manifiesto surrealista.

Además de estos movimientos vanguardistas, la primera mitad del siglo XX también asistió a una importante renovación literaria de la mano de autores que no son fáciles de clasificar. En poesía, destacaron escritores que, influidos por el modernismo y abiertos al vanguardismo, alcanzaron una estética propia. Entre ellos, Gabriela Mistral y su obra Desolación; Pablo Neruda y Veinte poemas de amor y una canción desesperada y Fernando Pessoa, cuya obra más conocida es el Libro del desasosiego.

En la narrativa los autores experimentaron con recursos como la polifonía, la fragmentación, el monólogo interior y los finales abiertos. Por ejemplo, Virginia Woolf (La señora Dalloway); Marcel Proust (En busca del tiempo perdido); James Joyce (Ulises); Franz Kafka (La metamorfosis) y William Faulkner (Mientras agonizo).

Conoce más sobre las Vanguardias literarias

Literatura contemporánea

Más que una corriente, por literatura contemporánea nos referimos a la vasta y diversa producción literaria que se desarrolla desde mediados del siglo XX hasta la actualidad, y que abarca gran variedad de corrientes.

Dentro de esta diversidad, la literatura contemporánea abre campo a la preocupación por las contradicciones de la modernización, los nacionalismos, la tensión entre autoritarismo y democratización, los totalitarismos, la ciencia y la tecnología, la hiperindustrialización y la sociedad de consumo.

Entre algunos de sus autores más representativos podemos mencionar:

  • Jack Kerouac, En el camino (Generación beat)
  • Sylvia Plath, Ariel
  • Boris Pasternak, Doctor Zhivago
  • Truman Campote, A sangre fría
  • Antonio Tabuchi, Sostiene Pereira
  • Henry Miller, Trópico de Cáncer
  • Vladimir Nabokov, Lolita
  • Ray Bradbury, Fahrenheit 451
  • Umberto Eco, El nombre de la rosa
  • José Saramago, Ensayo sobre la ceguera

Hispanomérica también ganará una voz propia en este período, el cual alcanza su punto más álgido con el llamado Boom latinoamericano. Se desarrollaron tendencias importantísimas como el realismo mágico y lo real maravilloso, la literatura fantástica y destacaron importantes plumas en la poesía y el ensayo. Entre los autores hispanoamericanos más importantes de la segunda mitad del siglo XX podemos mencionar:

  • Gabriel García Márquez, Cien años de soledad
  • Alejo Carpentier, El reino de este mundo
  • Julio Cortázar, Bestiario
  • Mario Vargas Llosa, La fiesta del Chivo
  • Jorge Luis Borges, El Aleph
  • Octavio Paz, El laberinto de la soledad

Te puede interesar

Línea del tiempo de las corrientes literarias

La línea del tiempo de las corrientes y movimientos literarios occidentales podría trazarse así:

Edad Antigua

  • Literatura clásica (siglo X a.C. a III d.C.)

Edad Media

  • Literatura medieval (X-XIV)

Edad Moderna

  • Humanismo renacentista (XIV-XVI)
  • Siglo de oro español (XVI-XVII)
  • Barroco (XVI-XVIII)
  • Neoclasicismo (XVIII)

Siglo XIX

  • Romanticismo (finales del XVIII - principios del XIX)
  • Realismo
  • Naturalismo
  • Costumbrismo
  • Parnasianismo
  • Simbolismo
  • Decadentismo

Siglos XX y XXI

  • Modernismo (finales del siglo XIX- principios del XX)
  • Vanguardismo
    • Futurismo
    • Cubismo
    • Dadaísmo
    • Expresionismo
    • Creacionismo
    • Ultraísmo
    • Surrealismo
  • Literatura contemporánea (hasta la actualidad)

Ver también: Cumbres borrascosas

Actualizado en